imagen del post "Español para apps"Conseguir que las máquinas logren utilizar el lenguaje como nosotros lo hacemos es un sueño clásico de nuestra ciencia. Los libros y las películas nos han mostrado de múltiples maneras cuáles pueden ser los caminos para conseguir que la comunicación con las máquinas se parezca cada vez más a la de los seres humanos: Hal 9000, C3P0 o la replicante Rachel  son ejemplos variados de cómo sería una máquina que hubiera integrado entre sus funcionalidades la de hablar como si de una persona se tratara. El aniversario de Alan Turing le ha dado recientemente nueva actualidad a esta idea.

En este taller vamos a darle la vuelta al sueño para seguirle el rastro a algunos fenómenos que nos hacen pensar que somos los seres humanos los que estamos adaptando nuestras lenguas a las características de las máquinas que utilizamos. Algunas veces por limitaciones de la aplicaciones y muchas otras porque simplemente siguen una lógica distinta en la comunicación que acaba por gustarnos más que la que teníamos hasta ahora, las lenguas están evolucionando no solo en cuanto a su vocabulario, sino también con respecto a su gramática y su ortografía.

¿Tenemos que empezar a adaptar nuestro español al de las apps para comunicar mejor nuestros mensajes?

Tagged with →  

Leave a Reply